PANTER VIBATECH WEB
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

La Proposición No de Ley presentada por el partido Por Ávila pide que las ambulancias de Soporte Vital Básico estén operativas las 24 horas o la creación de un Plan Funcional de Urgencias y Emergencias Sanitarias, entre otras medidas.

En 2019, el Gobierno de Castilla y León aprobó una Proposición No de Ley para mejorar el transporte sanitario en la Comunidad. Ahora, Por Ávila pide que se cumpla, contemplando que las ambulancias de Soporte Vital Básico estén operativas las 24 horas del día, la creación de un Plan Funcional de Urgencias y Emergencias Sanitarias, que el tiempo que transcurre entre el aviso a emergencias y la llegada al lugar del accidente no supere los treinta minutos, que se implementen Vehículos de Intervención Rápida y, en general, que se trabaje en la mejora del transporte para reducir los tiempos de espera. Las Cortes de Castilla y León aprobaron por unanimidad esta propuesta el pasado 8 de junio.

Casi 600 trabajadores de Sacyl sufrieron agresiones en su trabajo

El 15 de junio, la sección de agresiones al personal de centros sanitarios perteneciente al Observatorio de Castilla y León se reunió para tratar la evolución de este problema durante el ejercicio de 2021 y las circunstancias y condiciones que subyacen en estas manifestaciones violentas contra los trabajadores de Sacyl.

Casi seiscientos trabajadores de la Gerencia Regional de Salud, exactamente 599, han sufrido algún tipo de agresión, verbal o física, en el desempeño de su labor profesional durante el pasado año 2021; el número total de incidentes ha sido 530.

En total, 290 trabajadores han sido agredidos en 260 incidentes en el ámbito de la Atención Primaria; 308 agresiones en hospitales, más concretamente en 269 incidentes; y una persona violentada en un incidente ocurrido en el ámbito de gerencia correspondiente/otros lugares.

En comparativa respecto a los datos del ejercicio 2020, la estadística referida a las agresiones este pasado 2021 refleja un incremento del 29,4 % en el número de trabajadores afectados (de 463 a 599) y del 32,2 % en el de incidentes (de 401 a 530), evolución que, sin duda, se encuentra mediatizada por las especiales circunstancias que la pandemia por la COVID-19 obligó a adoptar en el ámbito asistencial.

También en el acumulado de incidentes durante 2020, 399, se registra un importante incremento numérico, 131 más, hasta alcanzar los 530 el año pasado.

Por categorías profesionales, en 2021 fueron víctimas de agresiones 222 médicos, 218 enfermeras, 69 T.C.A.E., 40 celadores y 43 administrativos y auxiliares administrativos.

Por sexo, las profesionales sanitarias agredidas representan el 82,6 % de las víctimas (495 mujeres frente a 104 hombres), condición que el caso de los agresores cambia al ser mayoritarios los varones, con el 57,4 % de los violentos.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn