• Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Entrevista a Rafael Gómez, director general y consejero delegado de Ambulancias Maíz. Un equipo humano de unas 350 personas trabaja en Ambulancias Maíz, su ámbito de actividad es nacional, si bien las áreas geográficas en las que actualmente tienen mayor presencia son el País Vasco y la comunidad autónoma de Aragón.

La actividad principal de Ambulancias Maiz, con sede social en Donostia, es la Gestión de Servicios de Ambulancias para el Transporte Colectivo No Asistencial y Soporte Vital Básico, desde SERVICIOS DE EMERGENCIA hemos tenido la oportunidad de charlar con Rafael Gómez, directo general y consejero delegado de Ambulancias Maíz.

¿Qué función desempeña dentro de Ambulancias Maíz?
Actualmente desempeño el cargo de Director General y Consejero Delegado de la empresa, aunque mantengo una gran vinculación con las actividades del día a día. Lógicamente centrando mi actividad principal en el enfoque estratégico y la expansión del negocio.

Tal y como indican en su web, la trayectoria de Ambulancias Maíz data de 1921 ¿cómo fueron esos comienzos? ¿Cómo resumir la trayectoria de estos años?
La empresa se fundó, efectivamente, en el año 1921 de la mano de la familia Maíz bajo la denominación de “Auto ambulancia garaje MAIZ”. Por tanto, es una de las primeras empresas de transporte sanitario del país. Hasta el año 1968 trabajó de manera concertada con lo que entonces se llamaba el “Instituto Nacional de Previsión”, y en 1983 fue adjudicataria del primer contrato con el Insalud para la provincia de Gipuzkoa, ampliando su flota a 5 ambulancias. En 1991 la empresa se convirtió en Sociedad Anónima, ampliando su alcance geográfico y potenciando líneas de actividad como la cobertura preventiva de eventos, que ya había iniciado en 1965 cubriendo los campeonatos mundiales de ciclismo que se celebraron en Donostia.

Pero ha sido a partir de 2018 cuando, con la entrada de nuevos socios y un nuevo equipo gestor, la empresa ha iniciado un proceso de modernización y expansión que está dando ya sus frutos.

¿Cuántas personas componen la empresa?
Si contamos las personas pertenecientes a las UTE en las que participa Ambulancias MAIZ, así como las que prestan sus servicios exclusivamente para la matriz, somos un equipo humano de unas 350 personas.

¿En qué provincias están presentes?
Nuestro ámbito de actividad es nacional, si bien las áreas geográficas en las que actualmente tenemos mayor presencia son el País Vasco y la Comunidad Autónoma de Aragón. No obstante, el objetivo es ir abriendo más bases en todo el Estado conforme vayan surgiendo nuevos contratos y acuerdos de servicio. 

En su web indican que “La actividad principal de Ambulancias Maiz, con sede social en Donostia, es la Gestión de Servicios de Ambulancias para el Transporte Colectivo No Asistencial y Soporte Vital Básico” ¿Qué porcentaje de su actividad corresponde a cada servicio? ¿A quiénes prestan servicio en la actualidad?
Hay que matizar que, desde 2018, los servicios de cobertura sanitaria preventiva también han sido una línea de trabajo que ha crecido exponencialmente, requiriendo la participación de ambulancias tanto de Soporte Vital Básico como de Soporte Vital Avanzado. Desgraciadamente la pandemia de Covid-19 ha marcado un paréntesis en esta actividad, que no se retomará plenamente hasta que las condiciones sanitarias lo permitan. Por tanto, podemos decir que a día de hoy el 95% de nuestra labor se dirige hacia al transporte sanitario no urgente.

En este ámbito se prestan servicios, tanto de forma exclusiva como a través de UTEs, a organismos oficiales, mutuas, aseguradoras de tipo sanitario e incluso a clientes particulares. Podemos destacar nuestra participación en todo el transporte sanitario no urgente de Aragón, o los acuerdos y colaboraciones que realizamos para FREMAP, ASISA, ADESLAS, ASEPEYO, SANITAS, RACC, SEMESUR, IMQ, MC MUTUAL, MUTUALIA, HNA, Grupo ACM, CASER, TELADOC o MAZ, por citar algunos ejemplos.

¿Cuántos vehículos tienen en la flota? ¿Tiene previsto aumentarla a corto plazo?
En estos momentos nuestra flota se compone de un centenar de vehiculos de diferentes clases, predominando los de tipo A2 (transporte colectivo). También disponemos de ambulancias A1, de Soporte Vital Básico y Soporte Vital Avanzado, unidades 4x4, o vehículos auxiliares de taller y apoyo logístico.

El 90 % de estas unidades son propiedad de Ambulancias MAIZ, mientras que el 10 % restante las tenemos en renting con la empresa Fraikin.

Ahora mismo hay varios proyectos en marcha para los que vamos a necesitar nuevas unidades A2 y SVB, por lo que es casi seguro que a corto plazo la flota vaya a crecer. Algo, por otra parte, habitual en nuestro sector, en el que es imprescindible tener mucha flexibilidad para adaptarse rápidamente a lo que demanda la clientela, y aprovechar las oportunidades que se presentan.

¿Qué marcas y carroceros están presentes en su flota?
A excepción de tres ambulancias carrozadas sobre furgones Volkswagen Crafter, el resto de nuestra flota la componen vehículos Mercedes Benz y Renault. En el caso de Mercedes la gran mayoría son Sprinter, aunque contamos con algunas Vito. En el de Renault predomina el modelo Master, si bien tenemos algunas Trafic carrozadas como A1.

Históricamente la empresa ha trabajado con dos carroceros: Rodríguez López Auto y Bergadana. A día de hoy, se mantiene la relación con ambos, si bien para el despliegue llevado a cabo al año pasado en Aragón (64 ambulancias) se decidió que la totalidad de esa flota fuese carrozada por Bergadana. 

¿Cuáles son las líneas básicas de la estrategia empresarial de Ambulancias Maiz en el sector del transporte sanitario?
En estos momentos continuamos en fase de expansión, la que comenzamos en 2019, ya que no ha sido hasta esa fecha cuando Ambulancias MAIZ ha dado el salto desde su espacio tradicional —la provincia de Gipuzkoa— hacia otras regiones, por lo que el reto es significativo. Pero hemos tenido experiencias muy positivas trabajando en equipo con otras empresas del sector como HTG Group, y queremos potenciar este tipo de alianzas. Especialmente para optar a los concursos que promueven las distintas administraciones públicas sumando esfuerzos.

También estamos firmemente comprometidos con la innovación tecnológica, esencial para ofrecer a los usuarios y usuarias un servicio de la máxima calidad así como la permanente renovación de los medios materiales. Y con la diversificación. Una línea en la que, como decíamos antes, las actividades de cobertura sanitaria preventiva tienen un papel relevante. Muestra de ello es la reciente adjudicación que hemos conseguido para ocuparnos del servicio de ambulancias del Circuito Ciudad del Motor de Aragón, MOTORLAND.

 ¿Qué rol juegan las nuevas tecnologías dentro de su empresa? ¿Qué sistema de gestión de flotas utiliza? ¿Qué les aporta?
En un sector como el nuestro las nuevas tecnologías juegan un papel fundamental. El posicionamiento de los vehículos, el control de tiempos de los servicios, la comunicación con los pacientes y los centros asistenciales, y la trazabilidad de todo el proceso, requieren herramientas potentes y en continuo desarrollo. Sólo así se puede optimizar la gestión, y en el caso del transporte programado acortar los tiempos de espera en las recogidas y rutas.

En nuestro caso disponíamos de una aplicación propia, pero nos encontramos en proceso de migración a una aplicación "comercial" centrada en el sector del transporte sanitario. Estamos seguros de que nos ayudará a conseguir un mayor control sobre nuestra actividad, y que nos permitirá planificar nuestros servicios con mayor eficacia.

Actualmente nos encontramos en fase de pruebas y evaluación entre el Sistema GAM de Original Soft y la herramienta  SENDA SALUD de SEINCO ya que creemos que ambas  cuentan con la potencia y flexibilidad que necesitaremos en el futuro conforme vayan creciendo nuestras actividades y recursos.

¿Cómo se ha adaptado la empresa a la pandemia del COVID-19? ¿Qué protocolos o medidas han adoptado para garantizar la seguridad y el buen funcionamiento del servicio?
Desde el primer momento se han seguido las indicaciones facilitadas por las autoridades sanitarias y los Servicios de Prevención, elaborando protocolos de actuación específicos que se han ido actualizando conforme aparecían nuevos datos sobre el Covid-19 y sus efectos. Se le dio especial relevancia al uso de EPIs adecuados por parte de toda la plantilla, lo cual tuvo momentos críticos debido a los problemas generales de desabastecimiento que sufrió el mercado. Afortunadamente pudimos disponer siempre de las protecciones necesarias.

Se elaboraron también normas extraordinarias sobre la limpieza y desinfección de las ambulancias tras cada servicio, utilizando productos con capacidades virucidas certificadas contra el Covid-19.

También se potenció la bolsa de trabajo de la empresa para atender posibles sustituciones por aislamientos preventivos o contagios, ya que, a pesar de todas las medidas implantadas, al inicio de la pandemia estábamos gestionando para el Gobierno Vasco varios situados de la Red de Transporte Sanitario Urgente (RTSU) de la Comunidad, y éramos conscientes de que muchas veces resultaría imposible saber a priori si las dotaciones iban a tener contacto con personas contagiadas.

En el caso del transporte programado la adaptación fue más fácil, ya que se planificaba la actividad contemplando tiempos suficientes antes y después de cada movilización para llevar a cabo una desinfección completa de la ambulancia, y proceder al cambio completo de EPIs por parte de los Técnicos.

Lógicamente, todas estas medidas se siguen aplicando con rigor.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn