Digital Newsletter (660x110)
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Pese a que desciende la facturación, la compañía ha aumentado la entrada de pedidos y su EBIT del segundo trimestre ha alcanzado el mismo nivel que el del año anterior.

Durante el primer semestre de 2016, la compañía Drägerwerk AG & Co. KGaA ha experimentado tras los ajustes de divisas un ligero crecimiento en la entrada de pedidos y un descenso de la facturación. Tras un inicio de año flojo, los resultados han quedado por debajo del resultado del mismo periodo del ejercicio anterior.

Durante el primer semestre de este ejercicio, la entrada de pedidos ha crecido tras los ajustes de divisas un 0,5 % llegando a los 1.221,1 millones de euros (primer semestre de 2015: 1.249,3 millones de euros). A efectos nominales, la entrada de pedidos ha retrocedido un 2,3 %. En Europa y América, la entrada de pedidos aumentó tras los ajustes de divisas, mientras que disminuyó en la región de África, Asia y Australia. La facturación de Dräger se redujo en el primer semestre de 2016 tras los ajustes de divisas en un 3,3 % quedando en 1.111,4 millones de euros (primer semestre de 2015: 1.179,5 millones de euros). A efectos nominales, la facturación ha caído en un 5,8 %. La facturación ha descendido en todas las regiones, especialmente en África, Asia y Australia.

“Tanto las cifras de facturación como de resultados del primer semestre del año han quedado por debajo de las obtenidas en el mismo periodo del ejercicio anterior. Lo bueno es que hemos aumentado la entrada de pedidos y que nuestro EBIT del segundo trimestre ha alcanzado el mismo nivel que el del año anterior pese a la bajada de la facturación. Esto demuestra que nuestras medidas de reducción de gastos empiezan a surtir efecto”, destaca Stefan Dräger, presidente de la Junta Directiva de Drägerwerk Verwaltungs AG.

Segundo trimestre de 2016

En el segundo trimestre de 2016, la entrada de pedidos de Dräger aumentó tras los ajustes de divisas un 0,9 %. Por regiones, mientras que los pedidos aumentaron tras los ajustes de divisas en Europa y América, en la región de África, Asia y Australia se redujeron considerablemente.

La facturación de Dräger tras los ajustes de divisas ha caído en el segundo trimestre un 6,3 % con respecto al mismo trimestre del ejercicio anterior. La facturación bajó en todas las regiones, pero especialmente en Asia, África y Australia. No obstante, pese a la menor cifra de facturación, el margen bruto ha quedado por encima del margen bruto del mismo periodo del ejercicio anterior. Los gastos funcionales han disminuido tras los ajustes de divisas un 5,8 %. El beneficio antes de intereses e impuestos (EBIT) ha quedado en el segundo trimestre en 21,2 millones de euros (segundo trimestre de 2015: 21,7 millones de euros) con un margen EBIT del 3,7 % (segundo trimestre de 2015: 3,4 %).

Resultados del primer semestre

En el primer semestre de 2016, el resultado bruto disminuyó quedando en 486,6 millones de euros (primer semestre de 2015: 540,8 millones de euros). Esto se explica en parte por la influencia negativa que ha tenido la revalorización del euro frente a otras monedas de mercados relevantes para la compañía. Por otro lado, los gastos funcionales del primer semestre han disminuido tras los ajustes de divisas un 5,0 %. Asimismo, los gastos de marketing y comercialización han bajado tras los ajustes de divisas un 6,5 % con respecto a los del mismo periodo del ejercicio anterior. Por su parte, los gastos en I+D y los gastos de administración también se han reducido respectivamente tras los ajustes de divisas en un 3,9 % con respecto a los del mismo periodo del ejercicio anterior.

En términos absolutos, en el primer semestre de 2016, Dräger ha obtenido un beneficio antes de intereses e impuestos (EBIT) de 5,5 millones de euros (primer semestre de 2015: 22,7 millones de euros), con lo que el margen EBIT ha quedado en un 0,5 % (primer semestre de 2015: 1,9 %). Por su parte, el resultado después de impuestos ha quedado en -1,1 millones de euros (primer semestre de 2015: 7,7 millones de euros).

“Con el Plan de Eficiencia ‘Fit for Grow’ hemos adoptado las medidas adecuadas, ya que la reducción de gastos nos permite mejorar nuestros resultados a corto plazo. A medio plazo nos beneficiaremos también de los efectos positivos del incremento en la velocidad de innovación”, afirma Stefan Dräger. “Entonces, podremos recolectar los frutos en nuestros mercados, ya que estos son muy prometedores y nuestro modelo de negocio sigue estando fundamentalmente intacto”.

Perspectivas

Para el ejercicio económico de 2016, Dräger sigue previendo un aumento de facturación tras los ajustes de divisas de entre un 0,0 % y un 3,0 %, así como el mismo margen EBIT pronosticado de entre un 3,5 % y un 5,5 %.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn