Digital Newsletter (660x110)
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn
  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn

Los equipamientos suponen más protección y un cambio de imagen corporativa, pasando del burdeos actual al color mostaza.

Los Bomberos de la Generalitat estrenan hoy un nuevo equipo de protección individual (EPI) que, aparte de ofrecer nuevas y mejores prestaciones técnicas, supondrá un cambio en la imagen corporativa, pasando del burdeos actual al color mostaza.

Los nuevos equipamientos han sido repartidos a los 4.225 miembros del Cuerpo, que participaron de manera muy activa en su elección, especialmente en la fase de valoración. El contrato de renovación del nuevo equipamiento, adjudicado a la empresa Elis Manomatic por un importe de € 7.803.587,66, incluye también el servicio de limpieza, mantenimiento, descontaminación, almacenamiento, trazabilidad y reparaciones que sean necesarias de todas y cada una de las unidades suministradas.

Los nuevos EPI son de categoría 3; es decir, protegen de peligros mortales o que pueden afectar seriamente la salud. Están hechos con tejido ignífugo ligero pero resistente a la vez. El material empleado en su fabricación mantiene la resistencia y la flexibilidad después de ser expuesto a las llamas. Incorpora mezclas de fibras que proporcionan una alta protección térmica con un elevado nivel de confort, así como de durabilidad.

El equipamiento consta de pantalón, chaqueta, arnés, daga de anilla cosida y un par de mosquetones de seguridad. La sustitución de los EPI es la primera de las actuaciones previstas en el Plan Integral del Cuerpo de Bomberos de la Generalidad de Cataluña, puesto en marcha por el Departamento de Interior.

  • Compartir:
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en Google+
  • Compartir en LinkedIn